Consejos para tomar el sol

Ha tardado un poco en llegar este año pero, por fin tenemos buen tiempo y podemos disfrutar, siguiendo las recomendaciones sanitarias de prevención a contagios de covid, de las piscinas y playas.  Por eso hoy quiero hablaros de lo importante que es que preparemos nuestra piel para conseguir un bronceado seguro. Durante todos estos meses atrás la hemos tenido tapada y ya no está acostumbrada a que la expongamos directamente al sol.

El primer paso es una exfoliación suave y homogénea, con ella conseguimos eliminar impurezas y renovar la dermis. Te aconsejo que utilices un exfoliante especial para la cara, que limpie tus poros en profundidad, purifique y elimine las partículas de suciedad acumuladas en la piel sin ser agresivo. En cuanto a productos corporales, apuesta por un exfoliante con gránulos más gruesos. Se deshará de las células muertas y te dejará la piel suave, luminosa y lista para la exposición solar.

Una vez que la piel está libre de todas las impurezas, gracias a la exfoliación, podemos empezar a hidratarla. La radiación solar, además de cambiar de color nuestra piel, aporta mucho calor a la misma, lo que puede ocasionarnos quemaduras, sequedad y tirantez. Con una buena hidratación asegurarás que tu piel cuente con la humedad suficiente como para no sufrir ninguno de los problemas anteriores.

Pero aquí no acaba todo, cuando vayas a tomar el sol, NO DEBES olvidar nunca la protección solar, es muy importante que escojas una crema solar adecuada a ti, algo que variará según el SPF que contenga, consulta siempre con un especialista y lee bien la información del envase para ayudarte a tomar la decisión correcta para tu tipo de piel.

Share this post



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *